Sistemas de pagos para un negocio

Sistemas de pagos son un conjunto de instrumentos, procedimientos y normas que utilizan las empresas para cobrar a sus clientes por un producto o servicio vendido.

Los sistemas de pagos de una empresa se suelen clasificar en los siguientes: el sistema de pago inmediato, el sistema de preventa, el sistema de prepago, el sistema de postpago, y el sistema de venta al crédito.

Veamos a continuación un resumen de cada uno de estos sistemas de pagos, de tal modo que podamos determinar aquél o aquellos que sean los más convenientes para nuestro negocio; aquél o aquellos que nos permitan ser lo más eficientes posibles, a la vez que nos permitan brindar la mejor atención al cliente.

sistemas de pagos para un negocio

Sistema de pago inmediato

El sistema de pago inmediato se caracteriza por ser un sistema de pago en donde la entrega del producto es inmediatamente posterior al pago.

Su proceso es el siguiente: Pedido » Venta » Facturación » Pago » Entrega

Los casos en los que se dan adelantos de pago, por ejemplo, cuando se paga 50% del precio del producto al realizar el pedido, y el saldo a la entrega del producto, también pertenecen a este tipo de sistema.

Este sistema de pago es uno de los más eficientes y confiables ya que el hecho de recibir el dinero al momento de realizar la venta y/o entregar el producto brinda un mayor control de los ingresos.

Sistema de preventa

El sistema de preventa se caracteriza por ser un sistema de pago en donde una persona (preventista) toma el pedido del cliente, el cual luego es entregado y cobrado, generalmente, por otra persona (repartidor), después de cierto periodo de tiempo.

Su proceso es el siguiente: Pedido » Venta » Facturación » Entrega y Pago

Este sistema de pago suele ser utilizado por empresas distribuidoras en donde el vendedor primero visita a los clientes tratando de conseguir la mayor cantidad de pedidos posible, y luego el repartidor visita al cliente para entregarle los productos a la vez que cobra por ellos.

Sistema de prepago

El sistema de prepago se caracteriza por ser un sistema de pago en donde primero se recibe el pago por el producto o servicio, y luego éste es entregado después de cierto periodo de tiempo.

Su proceso es el siguiente: Pedido » Venta » Facturación y Pago » Entrega

Este sistema de pago mayormente es utilizado en servicios. Un ejemplo típico es el utilizado por empresas de telefonía móvil que venden tarjetas prepago las cuales son pagadas en su totalidad por el cliente y luego consumidas a medida que éste realiza sus llamadas.

Sistema postpago

El sistema de postpago se caracteriza por ser un sistema de pago en donde primero se entrega el producto o servicio, y luego se realiza la facturación y se recibe el pago después de cierto periodo de tiempo.

Su proceso es el siguiente: Pedido » Venta » Entrega » Facturación y Pago

En este sistema usualmente el monto facturado está en función de la cantidad consumida, aunque existen casos en que el costo es determinado con anterioridad.

Al igual que el sistema de prepago, éste también suele ser utilizado en servicios. Un ejemplo es el utilizado por empresas de servicios básico tales las empresas de agua y electricidad, las cuales cobran a los usuarios de acuerdo a la cantidad de agua o electricidad que hayan consumido.

Sistema de venta al crédito

El sistema de venta al crédito se caracteriza por ser un sistema de pago en donde primero se entrega el producto, y luego se recibe el pago después de cierto periodo de tiempo, el cual en algunas ocasiones es dividido en cuotas.

Su proceso es el siguiente: Pedido » Venta » Facturación » Entrega » Pago

Este sistema de pago es uno de los más riesgosos para un negocio ya que además de que no se recibe el dinero inmediatamente, existe el riesgo de que el cliente no llegue a cancelar el total de la deuda.

Fecha de publicación o de última actualización: 20-04-2011
6 Comentarios para “Sistemas de pagos para un negocio”
  1. Pablo Véliz 5 noviembre 2012
  2. Jessica sepulveda. 7 agosto 2012
    • camila 19 noviembre 2012
  3. david 14 mayo 2011
  4. Roberto López 21 abril 2011

Publica un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *