Concepto de la investigación de mercados

La investigación de mercados es el proceso a través del cual se recolecta determinada información procedente del mercado con el fin de ser analizada y, en base a dicho análisis, poder tomar decisiones o diseñar estrategias.

Podemos realizar una investigación de mercados, por ejemplo, para:

  • hallar una oportunidad de negocio.
  • saber si un futuro negocio podría ser rentable.
  • saber si un nuevo producto podría tener éxito.
  • hallar la razón o solución de algún problema, por ejemplo, hallar la razón de la disminución de nuestras ventas.
  • analizar a nuestros competidores.
  • pronosticar nuestra demanda.
  • saber si exportar a un determinado país podría ser viable.
  • confirmar una hipótesis, por ejemplo, la hipótesis de que una rebaja del 10% del precio de nuestros productos producirá suficientes ventas como para compensar dicha rebaja.
  • conocer información estadística, por ejemplo, saber cuál es mi participación en el mercado.

concepto investigación de mercados

Para realizar una investigación de mercados, en primer lugar debemos determinar la necesidad o el objetivo de realizar la investigación, por ejemplo, nuestro objetivo de investigación podría ser hallar una oportunidad de negocio o conocer la viabilidad de lanzar un nuevo producto al mercado.

Y, una vez que tenemos en claro la necesidad o el objetivo de nuestra investigación, pasamos a determinar cuál será la información que necesitaremos recopilar del mercado.

Por ejemplo, si nuestro objetivo de investigación es hallar una oportunidad de negocio, la información que necesitaríamos recolectar podría ser la que nos permita conocer las necesidades insatisfechas de los consumidores, los nuevos gustos, las nuevas preferencias, las modas, las tendencias, los nichos de mercado no atendidos, etc.

Si nuestro objetivo de investigación es conocer la factibilidad de lanzar un nuevo producto al mercado, la información que necesitaríamos recolectar podría ser la que nos permita saber cuál sería la reacción del público ante el nuevo producto, el precio que estarían dispuestos a pagar por él, la frecuencia de consumo del producto, etc.

Para hallar esta información, podemos hacer uso de:

  • encuestas: por ejemplo, para el caso del primer ejemplo sobre la búsqueda de una oportunidad de negocio, algunas preguntas que podríamos hacer en nuestras encuestas podrían ser: ¿qué productos o servicios le gustaría que existiera?, ¿qué negocios piensa que son los más rentables hoy en día?, ¿qué negocios piensa que podrían ser rentables en el futuro?
  • técnica de observación: por ejemplo, para el mismo caso, podríamos visitar los centros comerciales y observar cuáles son los productos más buscados, cuáles son los negocios más visitados, cuáles son los productos con mayor tendencia de consumo.
  • técnica de experimentación: por ejemplo, para el caso del segundo ejemplo, podríamos poner un pequeño puesto de venta y procurar conocer directamente cuál es la reacción del público ante el nuevo producto.

Y, finalmente, una vez que contamos con la información requerida para nuestra investigación, pasamos a analizar, a estudiarla, a sacar nuestras conclusiones, y, en base a ello, tomamos decisiones o diseñamos nuestras estrategias.

Para ampliar el concepto de la investigación de mercados te invitamos a leer el artículo: pasos para realizar una investigación de mercados.

Fecha de publicación o de última actualización: 28-04-2012
3 Comentarios para “Concepto de la investigación de mercados”
  1. elva 15 mayo 2011
  2. carla 5 marzo 2011
  3. pablo 19 agosto 2010

Publica un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *